Entradas

Ejercicio de Fútbol: Evitar ser rebasado

Si la defensa individual de los jugadores de nuestro equipo no es de un nivel alto, las ayudas defensivas toman aun más relevancia de lo habitual, con el fin de que nuestros jugadores no sean rebasados de forma fácil. Para ello debemos tener en cuenta la concentración y la lectura del juego en todo momento, observando la posición del balón y de nuestro oponente directo más cercano. Con este ejercicio de fútbol se pueden mejorar estos aspectos.

Evitar ser rebasado

Ejercicio de fútbol: Posesión + Finalización

Un desmarque de ruptura, superando la línea defensiva rival, es un movimiento que si va coordinado con el recibimiento del balón propicia una situación muy favorable para hacer gol. En el ejercicio de fútbol que se plantea a continuación se propone una mejora de los desmarques de ruptura buscando la espalda de la defensa contraria. Esta acción se repite continuamente durante la tarea.

EjercicioLLDM-17

El concepto de marcaje dentro del colectivo.

El modo como el entrenador enfoca la organización defensiva de su equipo, está íntimamente relacionado con su interpretación del concepto de marcaje. La organización defensiva, los momentos importantes a diferenciar entre los jugadores y las acciones a realizar por cada uno de ellos aisladamente, serán diversas según las referencias defensivas que se consideren y la propia jerarquización de éstas.

Pero, ¿qué pasa normalmente cuando escuchamos la palabra marcaje?  La relacionamos a que los jugadores “se peguen” a sus rivales, siguiéndolos en todo momento y aislándose de lo que ocurre a su alrededor, es decir, asilándose del juego. ¿No podríamos tener el balón y el espacio como referencia – objetivo del marcaje? La perspectiva anterior puede ser totalmente válida pero pensamos que es limitativa debido a la complejidad del juego.

Garganta nos dice que “en la perspectiva vigente, <marcar> significa acompañar muy de cerca, y paso a paso, a un adversario, impidiendo o condicionando sus tareas ofensivas”. Teniendo en cuenta esta afirmación la acción de marcaje no es necesariamente a un jugador, por lo que podemos hacer referencia  a la defensa en zona. En esta defensa el marcaje del espacio y de las potenciales líneas de pase es lo primordial, es decir, más que marcar a un jugador, marcamos las posibilidades que tiene éste de crear peligro al recibir o al progresar con el balón. Por lo tanto el concepto de marcaje está condicionado no solo por el jugador, sino sobre todo por el espacio, el tiempo y la tarea como bases del juego y de la jugada.

Para una mejor comprensión del concepto podemos ver el siguiente ejemplo práctico: “Un jugador puede percibir que si un determinado rival recibe el balón, puede dar continuidad al juego creando peligro, por lo que éste no la puede recibir. Sin embargo, si percibe que el rival recibe el balón en un lugar ventajoso porque tiene poco margen de acción y le permite robar y salir rápidamente para atacar, entonces cuando reciba irá a la presión.”

Con este ejemplo podemos observar que el marcaje , más que una cuestión matemática por el hecho de estar cerca de mi zona de influencia, tiene que ver con un sentido que el jugador da dependiendo de la situación y de las probabilidades de evolución del juego, por supuesto, esta toma de decisión del jugador emana de un sentimiento colectivo muy trabajado, donde hay un conocimiento de los elementos del juego, balón, espacio y adversarios, y como tal, todos tienen que ser considerados dentro de nuestra acción del marcaje.

Es por ello, que bajo nuestro punto de vista la defensa hombre a hombre (como resultado de un concepto de marcaje) donde se tiene el pensamiento de que la única  referencia es el adversario directo, queda muy alejado de las reales exigencias del juego y aunque como dijimos al principio la perspectiva común es totalmente válida, pensamos que siendo conscientes de todo lo que “rodea” al juego, podríamos añadir a este concepto elementos como  los espacios y situación del balón como objetivos del marcaje.

@Dmedilopez

Ejercicio de fútbol: 2×2 y cuatro 1×1

Es importantísimo en el fútbol moderno la realización de apoyos continuos entre los jugadores. Para realizan correctamente esos movimientos de apoyos deben desmarcarse de su par y establecer una línea de pase clara con el compañero. Eso es lo que se pretende con la realización de este ejercicio. Realizar movimientos continuos que sirvan como apoyos a los jugadores del interior.

Ejercicio de fútbol: 6×6 con marcaje individual

En un partido, para recuperar la posesión del balón debemos recurrir a acosar al adversario total o parcialmente dependiendo de las circunstancias. Para que esta acción sea beneficiosa a favor nuestra, debemos tener en cuenta varios aspectos como son el técnico, táctico, físico y mental. Para realizar esta acción de forma adecuada, cada jugador debe asumir una responsabilidad que en muchos casos se pierde. Para tomar constancia de responsabilidad y mejorar en la recuperación del balón, se propone este ejercicio con marcaje individual.

Leer más

Ejercicio de fútbol: Ejercicio. Hasta 8×4

Con la premisa de jugar y divertirse, ademas de aprender y mejorar a nivel técnico y a nivel táctico-técnico, nos presenta esta tarea nuestro colaborar Juan Carlos Valdivia. Es un ejercicio que puede realizarse en la parte final del calentamiento o en la parte principal. Además, de forma sana, se fomenta la competitividad en los niños, que no se puede olvidar, sin llevarla a extremos, que es el fin del deporte.

Ejercicio de fútbol: 4×4+4

Una parte importante de este juego es la ocupación racional del campo generando espacios que creen inestabilidad en la defensa adversaria y que son ocupados por compañeros que reciben en buenas condiciones. Por ello en la tarea de hoy proponemos que los jugadores tenga presente esta norma. Abandonar espacios para que sean ocupados por otros jugadores.

Leer más

Ejercicio de fútbol: 4×4 y 3×1 con finalización

De nuevo recibimos una colaboración en La Libreta del Mister. En este caso realizada por Manuel Oriol, natural de Zaragoza. Agradecemos su colaboración y participación en la web. Nos cuenta que tras ver muchos partidos, y ver que hay jugadas que se repiten constantemente, diseñó una tarea para descargar el juego de una banda hacia la otra cuando la acumulación de jugadores es grande.  Algo que parece fácil desde fuera o desde la televisión pero que no tiene nada de facilidad. 

La basculación de un equipo es una combinación de movimientos que no todos los equipos hacen de forma correcta ya que intervienen todos los jugadores y el grado de coordinación es alto. Por tanto, una forma de atacar a los equipos es cambiándoles continuamente la orientación del balón para provocar algún desajuste que aprovechar.

Ejercicio de fútbol: 5×3 para la defensa de centros laterales

A veces los jugadores no se percatan de que quien puede anotar un gol es el atacante y no el balón. Esto quiere decir que permanecen más atentos a la trayectoria del balón dejando libre de marca a los rivales. Con lo cual, el defensa tiene gran porcentaje de perder el duelo aéreo. Ya sea porque no prepara la disputa o no se le anticipe el delantero. Con esta tarea, se pretende entrenar las marcas y la orientación corporal en los centros por banda.